Ir a Menú

Ir a Contenido

Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Que contingencia provoque la búsqueda del bien común: Sacerdote de Orizaba

- Aun hablando distintos lenguajes, pidió estar unidos para crear un mundo mejor

- Que la pandemia sirva para crecer y no caer en retroceso: Helkyn Enríquez

Lissette Hernndez Orizaba, Ver. 31/05/2020

alcalorpolitico.com

La fiesta del pentecostés se actualiza en nuestros días, pues viene en esta época de contingencia sanitaria a provocar unidad entre nosotros, indicó el vocero diocesano, sacerdote Helkyn Enríquez Báez, quien deseó que esta pandemia sirva para crecer y no caer en retroceso.

"Porque aun teniendo distintos lenguajes y distintas manifestaciones en algunos puntos, en lo esencial estemos unidos que es la búsqueda del bien común, de una mejor humanidad. Que esta pandemia sea un cambio de época para crecer como seres humanos y no para ir en retroceso, que se manifieste que estamos meditando y reflexionando y aun hablando distintos lenguajes, estemos unidos para crear un mundo mejor”, expresó.

Recordó que este domingo 31 de mayo la iglesia celebra la solemnidad de pentecostés, que es la fiesta del Espíritu Santo y que recuerda hechos de los apóstoles cuando reunidos estos en el cenáculo con María, recibieron el don que se manifiesta en forma de lenguas de fuego.



"Estaban reunidos por miedo a los judíos dice la escritura, como también nos encontramos hoy encerrados por miedo a la pandemia, a la enfermedad, a la muerte".

Citó que el día de pentecostés sobre los discípulos llegó para hacer el bautismo de la iglesia y los apóstoles con gran valor y entusiasmo anunciaron la conversión e invitaron al bautismo. "Aunque hablaban distintas lenguas todos entendían, porque el Espíritu Santo es factor de unidad, renovación y conversión".

Cristianos tienen que ser luz para cambiar la sociedad: Obispo

El obispo de Orizaba, Eduardo Cervantes Merino, indicó que en el mundo de la economía y la política, el cristiano tiene que ser luz para cambiar la sociedad, aunado a que los fieles deben dejarse llevar por el Espíritu Santo y no tener miedo ni arrinconarse ante las cosas nuevas.

"No debemos tenerle miedo a las cosas nuevas, ni arrinconarnos con miedo ante las situaciones que nos pudieran meter miedo, ofuscación, cálculo, sino que las cosas nuevas en tu familia, parroquia, tienen respuesta cuando nos dejamos llevar por la Gracia del Espíritu Santo".

Añadió que los creyentes suelen quejarse de situaciones con las que no se está de acuerdo como las políticas, sociales, pero en estas se tiene que dejar actuar al Espíritu Santo.

"Pero también necesitamos que los cristianos participen en la construcción de la sociedad, que con su acción y tarea que tienen en la vida política, educativa, en todos los ámbitos de la sociedad hagan presentes los dones espirituales".

Aunque añadió el prelado que no pueden permanecer los creyentes silenciosos cuando otros cambien la realidad pero sin tomar en cuenta los valores de Jesús.

"El ministerio que da vida a una comunidad cristiana, en el interior que sea el mismo que irradie la presencia de Cristo en la transformación de la sociedad, en la justicia, la paz, la verdad. Hay muchas cosas que nos engañan: cuentas que no salen y no son claras, situaciones que nos dejan más desorientados que con claridad".