Ir a Menú

Ir a Contenido

Prevencion de la extorsion telefonica
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

UV puede generar dinero; debe explotarse potencial: José Luis Cuevas Gayosso

- El doctor aspirante a la Rectoría dijo que patentes pueden ofertarse en el mercado

- Derechos de autorías, centros de investigación y áreas de salud permitirían ingresos

- Muestras de ADN vincularían a institución y sus alumnos con autoridades

Teresa Arroyo Gopar / Guadalupe H. Mar Xalapa, Ver. 18/06/2021

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
Vincular a la Universidad con la sociedad, educación integral de calidad, mayores canales de comunicación, reforzar la presencia internacional, impulsar la generación de recursos, potenciar el empoderamiento de los estudiantes y una simplificación administrativa de la mano con la capacitación, son algunos de los puntos que conforman los ejes estratégicos del programa de trabajo 2021-2025, que como aspirante a la Rectoría de la Universidad Veracruzana habrá de presentar a los integrantes de la Junta de Gobierno, el doctor José Luis Cuevas Gayosso.

Esta propuesta, acorde al Plan General de Desarrollo UV 2030, comprende tres ejes estratégicos que tienen que ver con: a) educación de calidad inclusiva y responsable, b) Innovación con perspectiva intergeneracional y c) Sociedad y gobernanza en contexto de paz, de los cuales se desprenden los ejes transversales relacionados con la ética, la transparencia, la cultura de los derechos humanos, igualdad de género, medio ambiente, sustentabilidad, cultura de la legalidad, responsabilidad social e internacionalización.

El programa de trabajo del aspirante a la Rectoría de la UV, se fortalecerá una vez que se obtenga la información respecto a las necesidades planteadas por los estudiantes, académicos, personal administrativo y de la sociedad en general, en los chats de la página del doctor José Luis Cuevas Gayosso y de los foros programados para los días 17, 21 y 24 de este mes de junio.



¿Quién es José Luis Cuevas Gayosso?

“Soy porteño, nací en el puerto de Veracruz, pero mi vida ha trascurrido en Xalapa, he realizado algunas estancias de investigación en el extranjero, pero digamos mi formación es como universitario de la UV, en donde también hice mi estudio de posgrado y en donde he dedicado mi vida a la docencia, a la investigación y también al litigio”.

El egresado de la facultad de Derecho de la UV, se ha especializado y certificado en Derecho Familiar, como mediador, certificador y facilitador para lograr el diálogo, la conciliación y los acuerdos favorables en cada litigio, experiencia que, de ser nombrado rector, pondría en práctica para dirigir los destinos de la Universidad Veracruzana.



¿Por qué le gustaría dirigir los destinos de la máxima casa de estudios?, se le preguntó al mayor de los hijos de la familia Cuevas Gayosso.

“Soy un egresado de la UV, tengo amor especial por la institución y yo creo en las vocaciones y hay un llamado de alguna forma a poder dar una continuidad a lo que se ha establecido como el desarrollo de la Universidad Veracruzana; desde niño he tenido una vinculación con ella y ahí es donde he estudiado, he tenido posibilidad de estar en la dirección formando parte de los consejos técnicos, como consejero maestro, como integrante del Consejo Universitario, esto me ha permitido conocerla”.

Precisamente –agregó- “a partir de ese conocimiento, es lo que se está planteando en el programa de trabajo; puedo tener la conducción de la institución además de que hay un grupo de diferentes áreas de docentes, investigadores, alumnos que me han alentado en esta vocación para poder llevar a cabo esta aspiración inicialmente, para poder tener la Rectoría de la Universidad”.



¿Tiene algún padrino o grupo político atrás de su postulación como aspirante?, se le preguntó al doctor en Derecho Público, quien sonríe y levanta a la altura del pecho sus manos abiertas para hacer movimientos con ellas y responder de manera inmediata y sin titubeos.

“Atrás de mí no hay nadie, delante de mi hay una gran vocación y al lado mío hay muchas personas que están apoyando para construir esto, investigadores, docentes, personal de confianza, técnicos y manuales, sociedad en su conjunto, mis maestros, mis alumnos, mis compañeros no solo de la Universidad, los artistas, es decir, hay una comunidad con la que me he vinculado como universitario”.

Precisamente, reconoció que fueron esas personas con las que se ha relacionado y con las que se ha ido formando quienes lo nutrieron con las ideas plasmadas en su propuesta como aspirante a la Rectoría, pero, sobre todo, decidió participar por amor a la Universidad, “soy universitario, hijo de maestros universitarios y actualmente padre de dos jóvenes universitarios que estudian Derecho en la UV”.



Respecto a las aspiraciones de otros universitarios que también han externado sus deseos por llegar a la Rectoría de la UV, comentó:

“Las académicas y académicos que han levantado la mano todos son personas con capacidades propias para poder atender las necesidades de la institución y que la Junta va a tener un quehacer importante para poder determinar quién sea el próximo rector y habrá de analizar las características de las personas y el programa de trabajo que se presenta, esto habla del número de personas capaces para poder dirigir la Rectoría de la UV y algunos de ellas y ellos los conozco y nuestra relación es cordial”.

Como si tecleara en la mesa con los dedos de su mano izquierda, el coordinador de Estudios sobre el Sistema Jurídico Latinoamericano del Consejo Europeo de Investigaciones Sociales de América Latina, (CEISAL) complementó su idea respecto al número de académicos que aspiran llegar a la Rectoría.



“Habla del nivel que tenemos en la Universidad Veracruzana, me parece que es útil que haya varios aspirantes y que surjan varias propuestas, quizá una cuestión interesante sería que la persona que ocupe la Rectoría pueda revisar los programas de los demás aspirantes para poder renutrir de alguna forma, el programa propio y que como bien sabemos, ese programa es una base de alguna forma después para el desarrollo del Plan General de Desarrollo que tendrá la Universidad y que mejor que nutrirlo de todas las formas, por supuesto que yo lo haría”.

Cómo académico y aspirante ¿qué opina de la gestión realizada por la rectora Sara Ladrón de Guevara?



“Creo que lo que mejor que puede hablar de la rectora son los resultados estadísticos que se tienen, ahí está concluyendo un segundo periodo con un gran número de programas educativos con certificaciones externas, de hecho, hay una certificación que esta por entregarse, los resultados de la Universidad como tal y estadísticamente hay un buen resultado de la gestión que se ha desarrollado y para eso son las estadísticas y los números y las evaluaciones externas”.

“Cuando ocupé la dirección de la facultad, una prerrogativa que tiene la Rectoría es nombrar a los directores y ella hizo el nombramiento en mi persona, lo cual agradezco, siempre hemos tenido relación cordial, después hubo una invitación especifica en calidad de director primero y personal que ella creyó conveniente invitar para que se hiciera un trabajo que fue muy amplio de la revisión de la Ley Orgánica, entonces en ese contexto, es una relación de respeto cordial y trabajo conjunto que se ha realizado como institución”, respondió mientras a sus espaldas resalta la estatua del expresidente Venustiano Carranza, como testigo de la entrevista realizada al aspirante a la Rectoría de la UV.

¿Podría explicar los ejes estratégicos del plan de trabajo que enriquecerá con las sugerencias sobre las necesidades planteadas durante los foros para la comunidad académica? La interrogante parece agradar al entrevistado quien se acomoda en la silla, toma su taza para dar un sorbo de su té y responde:



“La educación de calidad es necesaria para que con base a ella podamos realizar una adecuación de todo el entorno, esta educación de calidad que se busca, requiere un carácter responsable eso es muy importante, la responsabilidad implica una gran cantidad de acciones, tiene que ver con tres aspectos sustanciales: una son los académicos, otra los investigadores y la otra los estudiantes, aunque la primera son los estudiantes, estoy seguro que la mayoría de los aspirantes a la Rectoría hablan de los jóvenes como un punto central y lo son”

A los estudiantes, añadió, “necesitamos escucharlos, en esta escucha activa y atenta es decir, escucharlos para saber qué es lo que se necesita, lo que ellos están requiriendo y entonces actuar en consecuencia; esto es muy importante, una vez que los hayamos escuchado, ver cuáles son las necesidades que presentan y hacer en su caso las adecuaciones y estrategias de este programa, lo que tenemos enfrente son los ejes, cómo vamos alcanzar estos ejes, a partir de las estrategias que se convertirán en programa y después en una implementación de los mismos”.

¿Escuchar a los estudiantes implica, eliminar o revaluar la funcionalidad del MEIF?, fue la pregunta a la que respondió:



“Está cifrado en potenciar, en fortalecer al estudiante, en tener un empoderamiento del estudiante, tendríamos que tomar lo que ya está revisado y ver las nuevas adecuaciones de este modelo para continuar, para eso son los foros con los jóvenes, después con los académicos, esto está fundamentado en el empoderamiento con las competencias, esta posibilidad de tener las herramientas para resolver problemas de la vida cotidiana y aquí es importante mencionar las tutorías otro aspecto que creo necesita fortalecerse, si tenemos buenos tutores y lo he visto en diferentes carreras, un buen tutor recoge la aspiración del estudiante, toma realmente esa vocación que tiene y entonces orienta adecuadamente su desarrollo, entonces la tutoría es un elemento que es necesario revisar en su aplicación, se necesita una capacitación para ello.”

Desde su punto de vista, a los estudiantes se les debe involucrar más en la investigación, por ello plantea en su propuesta líneas generales de investigación para la Universidad, es decir, “debemos voltear a ver en la sociedad lo que se tiene como necesidades, el desarrollo que va tendiendo con base en ello, construir estas líneas generales de investigación a las que sin duda puedan insertarse los investigadores que así lo deseen, no que sea una imposición, sino que siempre a partir del diálogo de la posibilidad de llegar a consensos, construir esto”.

Cuando el ex director de la facultad de Derecho habló sobre las líneas generales de investigación, hizo referencia a las cinco regiones que conforman la Universidad Veracruzana, Poza Rica-Tuxpan, Coatzacoalcos-Minatitlán, Córdoba-Orizaba, Veracruz -Boca del Río y Xalapa, que cuentan con desarrollos industriales importantes en materia económica, de medio ambiente y sustentabilidad entre otras, en donde pueden incidir las carreras que oferta la Universidad para involucrar a los estudiantes y atender esas necesidades del entorno que los rodea.



Hace una pausa, toma un sorbo de té y profundiza un poco más en la respuesta que lo lleva al tercer eje de su propuesta, que es la vinculación y cita como ejemplo la región Veracruz-Boca del Río.

“La vinculación Universidad con la sociedad, esa es muy importante, tenemos por ejemplo la Administración Portuaria Integral, (API), imagínense ustedes Ingeniería Química, Biología, Derecho con la especialidad de cuestiones aduanales, etcétera, en donde los estudiantes primero haciendo prácticas, después servicio social y luego, una inserción al campo laboral, la posibilidad de atender ese número de actividades económicas y de protección al medio ambiente, probablemente creaciones de nuevas licenciaturas o técnico superior universitario para atender cuestiones del mar, explotaciones que hay en esta zona, ahí es donde la Universidad puede ser un referente en esta función social que tiene la Universidad Veracruzana”.

La vinculación seria el medio para poder establecerlas, ¿que se requiere?, se pregunta y responde.



“Consulta y diálogo, que es un factor que tenemos en el tercer eje y esto proviene de un quehacer que ancestralmente tenemos en los pueblos originarios, ellos así construyen los gobiernos que tiene internos y las decisiones que tienen las toman de manera conjunta y entonces establecen cómo desarrollarla, independientemente de los marcos normativos, de ahí la importancia de esas líneas generales que puedan atender a las necesidades sociales y que los investigadores en cada una de las ramas que existan, puedan insertarse para el desarrollo de las mismas”.

Reiteró la importancia de las líneas de investigación y la vinculación, en donde los investigadores juegan un papel importante para proteger las creaciones no solo científicas, sino también artísticas y culturales a través de medios de protección legal, en este sentido se refirió a las patentes que se deben de fortalecer y ofertarse en el mercado, dependiendo del tipo de patente que sea, “derechos autorías, otra forma de protección de invenciones etcétera, que permitan entonces tener protegido este quehacer universitario, en el que se involucran jóvenes, docentes, investigadores de las diferentes áreas y que permiten fuentes de ingresos”.

La palabra ingresos llevó al aspirante a la Rectoría de la UV a otra variable que tiene que ver con la fuente de ingresos para la Universidad:



“Tener un ingreso formalmente establecido de manera legal, nos permite tener el ejercicio de otro aspecto que es la autonomía universitaria, con los siguientes aspectos: uno, que tiene que ver con la facultad de darse normas, de proponer ante la legislatura las iniciativas que correspondan a nuestro ámbito, y la otra, la de administrar los recursos; entonces veríamos en esta circunstancia de como allegar los recursos, están los federales, pero también la generación de recursos propios y creo que paulatinamente pueda llegarse a establecer un crecimiento mayor, lo que tenemos actualmente ya establecido, es necesario potencializarlos, hay centros de investigación en varios ámbitos algunos de carácter científico, otras enfocados a la salud que puedan recibir una mayor atención, escuchar nuevamente diálogos y acuerdos como puede fortalecerse esta posibilidad de llevar a cabo el servicio que se da a la sociedad”.

Cuando habla de potenciar recursos, citó como ejemplo hacer la toma de muestras de ADN que sirve para los procesos de carácter civil, en materia penal que requieren una certificación de laboratorio del perito que actúa como tal, “entonces tenemos potencial de servir a la sociedad nuevamente, lo que hablaba de esta vinculación Universidad-sociedad, de prestar servicios, la posibilidad de hacerlo y que se cumpla pudiendo resolver la problemática social y la problemática de empleabilidad”.

¿Se ha desaprovechado ese potencial del que habla para generar recursos?, se le interroga y el ex coordinador del Seminario de Derecho Romano de la UV hace una pausa, recarga sus manos sobre la mesa para luego responder:



“Se ha aprovechado en una parte, pero se puede potencializarlo, falta impulsar, debemos tomar las decisiones de impulso nuevamente, a través de la consulta, escuchando y con base a esta consulta diseñar los programas para ampliarla. No en decisiones verticales, porque si se toman decisiones de carácter vertical y estoy hablando de cualquier decisión política y en este caso educación, entonces creo que le faltaría esta parte de escuchar a los expertos en ese ámbito, para entonces poder tomar la determinación”.

¿Qué considera no está funcionando en este momento y modificaría de llegar a la Rectoría?

“Más que hablar de no funcionamiento, habría que mejorar canales de comunicación, para que haya una mayor participación de todos los actores, que implica que la Universidad Veracruzana pueda mejorar”.



“Todos estos ejes que se han planteado comentó, tienen que ver con el desarrollo de mejores canales de comunicación y que estas necesidades planteadas por la comunidad se puedan insertar no solo en materia de vinculación y generación de recursos, sino también en los programas y planes de estudio que incluyan la capacitación en todas las áreas, es decir, innovar en capacitación para docentes, alumnos, personal administrativo y directivos, de tal manera que conlleve a una educación de calidad, de carácter integral e intercultural, que permita al mismo tiempo la simplificación en los trámites y manejo de los recursos.

Ya que habla de capacitación de la comunidad académica, ¿cómo sería entonces la relación con los sindicatos?

“Los sindicatos están creados como organismos de protección a los derechos de los trabajadores, entonces la relación debe de ser en ese sentido, de respeto, tenemos aquí este otro elemento como respeto y la cultura de la paz, para llegar a los acuerdos tiene que ser en ese marco, respetar los derechos laborales y de seres humanos, otra vez cultura en cuanto a igualdad de género, derechos humanos, el respeto integral del ser humano y en este aspecto de carácter laboral, propiciar que esta relación sea óptima y atender a las necesidades que los sindicatos tengan porque lo que hacen es eso, velar por los derechos de sus agremiados, cordial como ha sido ”.



Sobre el desarrollo y el impulso que daría en materia cultural y artística la UV, en caso de que los integrantes de la Junta de Gobierno, lo elijan como el próximo rector de la Universidad. Enfatizó.

“Tiene que ver con la educación integral de los estudiantes, con esa función de extensión de los servicios universitarios, tener teatro en Veracruz, en Coatzacoalcos, Orizaba, Poza Rica y Tuxpan. Sin duda fortalece el crecimiento y emociones de las personas esta educación integral, desarrollo artístico no solo para la comunidad universitaria, sino para la comunidad en general, la nación y la internacionalización que también es importante; recordemos cuando nuestros grupos artísticos estaban en Centroamérica, en Asia, en Europa, la intención es poder retomar esto, al menos que puedan tener un aspecto autofinanciable”.

¿Cómo recuperar esta presencia internacional que tuvo la UV de las bellas artes?



“Impulsando a nuestros alumnos y todos esos docentes ejecutantes crean sin duda una escuela, siembran la semilla y tendríamos que buscar la forma que germinen de una mejor forma y que se proyecten al igual. Esto tiene que ver con la educación intercultural y con el desarrollo de carácter artístico”.

Cuevas Gayosso, sintetizó de la siguiente manera los ejes transversales de su propuesta:

La cultura de la legalidad que tiene que ver con la transparencia y rendición de cuentas, dentro de un marco normativo. Los derechos humanos que se refieren en un sentido colectivo al respeto común, que tienen que ver con el desarrollo de las potencialidades que tengan las personas con carácter libre y responsable. En materia de medio ambiente y sustentabilidad que son las vías para preservar y conservar ese entorno en el que vivimos. Las generaciones que han existido dejaron conocimiento formal y valores éticos que se deben retomar para que las próximas generaciones puedan resolver las problemáticas que puedan presentarse.



En esa misma línea, se refirió a la igualdad de género es muy importante, dijo, debe permear en todo, debe de ser un quehacer cotidiano, una forma de vivir, en el que prevalezca el respeto a las diferencias que existen. Responsabilidad social y después la internacionalización que tiene que ver con todo, pero fundamentalmente con la educación integral del alumno, permitir que tengan ese contacto con culturas diferentes, que los medios y tecnologías sean útiles hoy en día para lograr ese objetivo y por supuesto tener de manera presencial tanto a los alumnos que hacen movilidad interna, como los que lo hacen en forma externa.

¿Qué mensaje enviaría a los integrantes de la Junta de Gobierno, que tienen en sus manos la decisión de elegir entre todos los aspirantes al próximo rector, para el periodo 2021-2025?

“Para la Junta de Gobierno que es el órgano más importante de la Universidad, aquí hay elecciones de carácter democrático con mujeres y hombres reconocidos por una situación de probidad y que habrán de realizar esta selección de la rectora o el rector de la Universidad Veracruzana, tienen este quehacer importante y creo que lo que hasta ahora se ha planteado con las consultas, en esta fase de auscultación en todos los campos que hay de la Universidad, es un mecanismo útil para que entonces se puedan escuchar voces de la comunidad universitaria, eso creo es importante para la toma de decisiones”.



Ya más relajado en el tema, se refirió también a la comunidad académica a quienes exhortó a que se sumen a esta invitación “que puedan conocer el programa y que me apoyen en la construcción final del mismo, como ven ya hay unos ejes, pero sobre todo en la parte de las estrategias como uno de los aspectos es la consulta, para eso se realizarán los foros, eso sería para mi muy importante escucharles y poder nutrir el programa a partir de estas respuestas”.

Finalmente, el aspirante a la Rectoría de la UV, con 26 años de antigüedad como docente- investigador respondió también a la pregunta de que si volvería a buscar la Rectoría en caso de no resultar electo en esta ocasión. “continuaría trabajando por la Universidad me queda un tiempo, además pensar en un segundo periodo creo no es el momento de hacerlo, estoy enfocado en el periodo que estamos en este momento, pero seguiría trabajando por la Universidad sin duda”.