Ir a Menú

Ir a Contenido

Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Xalapa ya tiene Comisión edilicia de Protección Animal

Debe impulsar su cuidado y bienestar a fin de actos de crueldad y maltrato

Javier Salas Hernndez Xalapa, Ver. 11/08/2022

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
A partir de este jueves quedó formalmente creada la Comisión Edilicia de Bienestar y Protección Animal en el Ayuntamiento de Xalapa y entran en vigor una serie de reformas al Reglamento de Bienestar y Protección a los Animales.

Las atribuciones de la nueva Comisión Edilicia serán la de proponer al Ayuntamiento las medidas necesarias para la debida protección, trato digno y respetuoso de los animales en el territorio municipal.

Así como impulsar acciones de concientización para el cuidado y bienestar de los animales en el municipio, con el objeto de evitar actos de crueldad y maltrato; coordinarse con las autoridades federales y estatales en la aplicación de programas tendientes para el bienestar de los animales; y auxiliar en la campaña de vacunación antirrábica.



Aunado a ello, entre las nuevas disposiciones establecidas en el Reglamento de Bienestar y Protección Animal destacan que se podrá denunciar ante el Departamento de Salud Animal todo hecho, acto u omisión que contravengan la normatividad.

La denuncia deberá ratificarse ante el Departamento de Salud Animal dentro de las 48 horas siguientes a su presentación. Sin perjuicio de lo anterior, los interesados podrán presentar su denuncia directamente ante la Fiscalía General del Estado de Veracruz (FGE), si se considera que los hechos u omisiones de que se trate puedan ser constitutivos de algún delito.

Asimismo, cuando un animal de compañía sufra un accidente o enfermedad, el propietario o poseedor tiene la obligación de su atención médica, o bien si el animal muere, el cadáver debe ser llevado al Centro de Salud Animal Municipal para su cremación o sepultura.



Todo establecimiento autorizado a la venta de animales deberá contar con un médico veterinario zootecnista con cédula profesional, el cual fungirá como responsable técnico de dicho establecimiento. En caso de no cubrir ese requisito se aplicará una multa de 4 mil 811 pesos a 48 mil 110 pesos.

Queda prohibido que en dichos establecimientos los pasantes de Medicina Veterinaria y Zootecnia, empleados de mostrador, estilistas de estéticas canina y felina, biólogos, médicos cirujanos, odontólogos, agrónomos, técnicos, agricultores, vaqueros, caporales, técnicos radiólogos, entre otros, ejerzan la Medicina Veterinaria y Zootecnia.




Así también queda estrictamente prohibida la venta de animales de compañía en vía pública, los criaderos domésticos, así como la promoción de venta en medios de comunicación, carteles, redes sociales y cualquier medio análogo.

El propietario o poseedor de cualquier animal, cuando sea posible según la especie, está obligado a colocarle permanentemente una placa u otro medio de identificación permanente en la que constarán al menos los datos de identificación del propietario o poseedor.

Queda prohibido el uso y tránsito de vehículos de tracción animal en vialidades asfaltadas y zonas urbanas para recolección de basura, venta de garrafones de agua o fines distintos al uso agropecuario.



En cuanto a los establecimientos para el sacrificio de animales de consumo deberán contar con características adecuadas para que los animales destinados al sacrificio tengan algún período de descanso en los corrales, un mínimo de 12 horas y un máximo de 24 horas de ayuno, pudiendo reducirse a la mitad del mínimo señalado, si la distancia recorrida es menor a 50 kilómetros, periodo durante el cual deberán administrárseles alimentos, agua y demás atenciones posibles.

Las aves destinadas al consumo deberán ser sacrificadas inmediatamente después de su arribo al rastro o lugar de sacrificio siempre y cuando se cuente con el equipo necesario para otorgar una muerte humanitaria.

El Reglamento de Bienestar y Protección a los Animales ratificó la prohibición de las peleas de gallos, y las mutilaciones de animales cuyo objeto sea modificar su apariencia o conseguir un fin no médico.