Ir a Menú

Ir a Contenido

Clases a distancia
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Fotomultas, buena opción para no exceder límites de velocidad en las calles

- Debería haber sanciones realmente fuertes para servidores públicos y policías que incumplan con reglamento: Fabián García
- Bajar velocidades genera ciudades más seguras, pero éstas van en función del tipo de calle

Alicia Aguilar Guevara Xalapa, Ver. 22/07/2015

alcalorpolitico.com

La aplicación de las “fotomultas” son una buena opción para que se respete la ley y no se excedan los límites de velocidad en las ciudades, así que quien no respete el reglamento deberá pagar su respetiva sanción, consideró Fabián García Estrada, integrante del Colectivo Ciudad a Pie Xalapa-Coatepec y miembro fundador de la Liga Peatonal de Colectivos a nivel nacional.

“Está bien, debemos ser una sociedad que cumpla las leyes, si no cumplir las leyes implica un pago, una multa estoy de acuerdo”, expresó en entrevista al referirse al sistema de cámaras que se colocarán en avenidas para vigilar que conductores no rebasen los límites de velocidad establecidos en el nuevo Reglamento de Tránsito.

García Estrada recordó que hubo críticas porque en este nuevo Reglamento las multas eran o son muy altas, pero opinó que el que infrinja la ley debe pagar.

Sin embargo, el problema radica en la corrupción. En este aspecto, puntualizó que debería haber sanciones realmente fuertes para servidores públicos, policías y otros porque muchas veces no cumplen la ley y no ponen el ejemplo.

“A través de sanciones graves, para funcionarios y sanciones fuertes para la ciudadanía es cómo podemos llegar a educarnos y empezar a respetar las leyes”, reiteró.

Respecto al aumento de 60 a 70 kilómetros la velocidad máxima permitida para las grandes avenidas urbanas, reiteró que su postura es siempre por bajar la velocidad porque se generan ciudades más seguras, sin embargo admitió que las velocidades van en función del tipo de calle.

Detalló que las escalas de calles se refieren al flujo vehicular, a la secuencia de semáforos, ancho de vialidad, tipo de conexiones que tiene con otro tipo de calles; el de mayor flujo sería una autopista urbana y de ahí hay varias escalas hasta llegar a calles secundarias y terciarias de tránsito local, en ese sentido deben ir las escalas de velocidades

Para una calle de tránsito local muchas veces una velocidad de 20 km/ hora es suficiente.

Zona 30 y espacio para bicicletas

Ejemplificó que en Coatepec se pugna porque sea una zona 30, “que curiosamente sería más rápido de lo que ahorita se circula porque ahorita los topes y baches ayudan a bajar las velocidades. Se habla que en Coatepec hay un promedio de velocidad de 12 kilómetros por hora en la ciudad”.

Al respecto, dijo que si se integra una infraestructura para que vayan los vehículos a 30 kilómetros por hora se mejora el flujo vehicular y a la vez se vuelve seguro el espacio para todos los usuarios.

“En el caso de las zonas 30 la idea es que compartieran el espacio, las bicicletas y autos, aquí no necesitas generar ciclo carriles, después vendrían las vialidades principales que podrían llegar a tener velocidades de 40-50 kilómetros por hora, eventualmente las autopistas de 60 hasta 70 kilómetros por hora, pero aumentarlas a más de esto no sería conveniente aunque sean autopistas urbanas”, insistió.

Todo esto debe ser controlado con infraestructura. Existen los reductores de velocidad que no son topes, pero regulan la velocidad. Así que si se tiene que ir máximo a 30 kilómetros por hora, ese reductor no afectará a quien vaya en el límite, en cambio goleará a quien sobre pase lo establecido.

Semáforos más eficientes que los distribuidores viales

Expuso que otro tema importante es el referente a los semáforos, pues se considera que estos ayudan más que los distribuidores viales.

“Al generar un distribuidor desarticulas la zona, rompes la conexión del barrio, aumentas velocidades, complicas la circulación para ciclistas, peatones y el costo es altísimo”.

En este sentido subrayó que las autoridades están trabajando para la minoría que es la gente que posee automóvil, ya que en México el 30 por ciento de la población posee vehículo, “estas invirtiendo 90 por ciento de tu presupuesto para favorecer el 30 por ciento”.

Finalmente, recalcó que si no tenemos otra alternativa más que el auto difícilmente tenemos que cambiar las cosas.
  • Clases a distancia
  • Ipax
  • Salon de usos multiples
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado