Ir a Menú

Ir a Contenido

El Canje Seguro Conviene
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Iglesia, familia y amigos exigen justicia para taxista asesinado durante asalto, en Ixhuatlán

- Integrantes de la Fundación Kolping en Alemania, Perú y México repudiaron el crimen de Néstor Serafín

- El joven soñaba con ser chef e instalar su propia pastelería

De la Redacci?n C?rdoba, Ver. 24/09/2017

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
Integrantes de la Fundación “Padre Adolfo Kolping” en Alemania, Perú y México, familiares, amigos y sacerdotes exigieron justicia y el esclarecimiento del asesinato del joven Néstor Erick Serafín Ramos, tras un asalto cuando conducía su taxi en Ixhuatlán del Café.

El sacerdote Julián Verónica Fernández advirtió que las muertes por la ola de violencia en la región, no se pueden volver una costumbre o un hábito.

Decenas de miembros de la Fundación acudieron a la Catedral de la Inmaculada Concepción, con una fotografía del joven conocido por la comunidad como "Pastelerito", porque tenía la ilusión de ser chef profesional e instalar su propia pastelería.



El lunes pasado familiares reportaron que Néstor estaba desaparecido y el miércoles fue hallado sin vida, víctima de un asalto.

El coordinador regional de Kolping, Eduardo Romero Tejeda, dejó en claro que no tienen miedo porque Dios está con ellos y solicitó al Gobierno federal, al estatal, a la Fiscalía General del Estado y a autoridades de Ixhuatlán del Café que se haga justicia por el miembro de la Juventud Obra Kolping de México.

Asimismo, Thorsten Schulz, de Alemania y secretario diocesano de la Obra Kolping manifestó su indignación; exigió la investigación, detención del responsable del homicidio y la lucha contra la impunidad que lacera al país.



Mientras que desde Perú, Markus Demele, secretario general de la OKI, advirtió que los 60 países integrantes de la Fundación estarán observando el pronto esclarecimiento del crimen.

Desde hace más de dos décadas la familia de Néstor Erick forma parte de la Fundación Kolping, convirtiéndose en un ejemplo de familia en la sociedad veracruzana.