Ir a Menú

Ir a Contenido

Veracruz
Universidad Anahuac

Seccin: Estado de Veracruz

Para exigir pagos, personal de financieras también recurre a insultos, advierten

Coordinadora de Barzón de Resistencia Civil reprodujo audio de llamada telefónica que recibió recepcionista

ngel Camarillo Xalapa, Ver. 17/12/2020

alcalorpolitico.com

Aparte del acoso y hostigamiento, las financieras ahora emplean amenazas e insultos dentro de los métodos de cobranza a deudores, alertó la coordinadora de El Barzón de Resistencia Civil, María Teresa Carbajal Vázquez.
 
En conferencia, la defensora de El Barzón refirió el caso de "Financiera Atila", cuyo personal hostigó a un trabajador de un Centro de Salud para obligarle a pagar un adeudo.
 
En ese sentido, el acoso de Financiera Atila no se limitó al envío de "requerimientos extrajudiciales", sino de demandar el cobro vía telefónica al centro de trabajo del deudor, con insultos incluso contra sus propios compañeros de trabajo.
 
Aunque Carbajal Vázquez responsabilizó de dicho acoso a Financiera Atila, dicha marca opera por medio de dos razones sociales: "Promotoría VVV SAPI de C.V." y "Alfa Credit Capital S.A.".
 
Entre los ejemplos de acoso, en la conferencia María Teresa Carbajal reprodujo el audio de un extracto de una conversación telefónica de una cobradora de Atila con una recepcionista del centro de salud.
 
En la grabación, la empleada de cobranza exige la presencia al teléfono del deudor, compañero de trabajo de la recepcionista y ante la falta de respuesta, recurre a insultos.
 
"Pinche alcahueta. Ha de ser tu padrote y por eso lo defiendes. Pinche naca. Lástima que trabajes en un centro de salud. A ver a qué hora me lo comunicas, vieja pendeja…", profirió la cobradora a la recepcionista.
 
(https://www.facebook.com/1323350753/videos/10224603441056487/)
 
La coordinadora de El Barzón explicó que en 2015, personal de la financiera ofreció créditos en una clínica de la Secretaría de Salud de Veracruz.
 
El deudor en cuestión recibió un crédito de 25,000 pesos con cobro vía nómina; sin embargo, la parte patronal suspendió la retención de los montos aportados.
 
Ante ello, el deudor contactó a la financiera y Atila, a cambio, le proporciona números de cuenta bancarias para las aportaciones quincenales del crédito. No obstante, tales cuentas permanecen inactivas por parte del banco y el acreditado no puede, por lo tanto, pagar el préstamo.
 
Por lo anterior, Atila recurrió a hostigamiento y violencia verbal con los compañeros de trabajo y por lo tanto, incurrió en hechos tipificados por el articulo 41 para la Ley de Transparencia de los Servicios Financieros.
 
Dicha conducta prevé una sanción de entre los 60 a los 100 mil pesos, dado que Atila intimidó a terceros no involucrados, realizó gestiones de cobro ante terceros, exhibió datos personales del deudor, negoció términos de una deuda con terceras personas y no se dirigió de manera educada ni respetuosa a las personas.
  • Seguimos trabajando
  • Ipax
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado
  • Salon de usos multiples