Ir a Menú

Ir a Contenido

Veracruz
Universidad Anahuac

Seccin: V?a Correo Electr?nico

Espacio ciudadano

Recorrido por Puebla y Tlaxcala

Jorge E. Lara de la Fraga Xalapa, Ver. 07/04/2015

alcalorpolitico.com

“… Los achaques aparecen, las frentes se arrugan,  el pelo encanece,                
pero la amistad sincera nunca se marchita…”

 En los últimos días del pasado mes, un poco antes de la Semana de Reflexión, un contingente de docentes de la tercera edad, de la aguerrida generación “Piratas” de la BENV, se lanzó a una aventura cultural –gastronómica - recreativa por las entidades vecinas de Puebla y Tlaxcala para tener contacto directo con esas localidades y con otros sitios de interés como Cholula, Santa María Tonantzintla y Atlixco. Dicho período del 27 al 30 de marzo fue insuficiente para gozar de las bellezas ecológicas, de las realizaciones arquitectónicas, de la gastronomía variada y de la gentileza de sus pobladores. La entidad poblana colinda con los estados de Veracruz, Hidalgo, México, Tlaxcala, Morelos, Oaxaca y Guerrero; es la quinta entidad más poblada de la República y la ciudad de Puebla es la cuarta metrópoli del país, sólo superada en número de habitantes por las ciudades de México, Guadalajara y Monterrey.

 El lema de Puebla es ilustrativo: Unidos en el tiempo, en el esfuerzo, en la justicia y en la esperanza” y en verdad tal expresión corresponde a esa energía cotidiana, a esa entrega y a esa responsabilidad estoica de sus pobladores; cuenta con 214 municipios y como estado libre y soberano surge el 21 de diciembre de 1823. Su clima es benigno, predomina el templado en el 70% de su territorio, a excepción de las áreas que colindan con Veracruz por el lado del Golfo de México. Destaca esta gran “Ciudad de los Ángeles” por sus bellezas arquitectónicas, por su planeación urbana y por sus apropiadas vías de comunicación. Como turistas inquietos visitamos además Cholula, Santa María Tonantzintla y Atlixco, para después – en la última parte de nuestro periplo – arribar a esa región bravía de los tlaxcaltecas. Para ir en orden cronológico y de acuerdo con el espacio disponible, mencionaré lo más importante de cada lugar.

 Por cierto que a Cholula se le reconoce por su antigüedad y por su zona arqueológica; se remonta este sitio a varios siglos antes de nuestra era; en el pasado existieron ahí aldeas de tipo agrícola donde se cultivó en buena proporción el maíz; su construcción más importante es el templo de Tláloc, el dios de la lluvia. Los cholultecas fueron tributarios y aliados de los aztecas, pero enemigos de los tlaxcaltecas. Se dice que por cada templo indígena los españoles edificaron un templo cristiano: esos ibéricos dominaron a los pueblos originarios tanto con la fe y la cruz, como con la espada. Fue extraordinario visitar  el templo católico de Santa María Tonantzintla y observar su decorado interior, correspondiente al estilo barroco indígena o barroco novohispano, donde se refleja palpablemente la mezcla estética entre el cosmos prehispánico y el mundo cristiano. Tal decoración se efectuó en diversas etapas, iniciándose en el siglo XVI y culminándose en el siglo XIX. Su construcción se remonta al siglo XVI y por cierto que en la cultura mexica Tonantzin representaba a una diosa identificada con la tierra y Tonantzintla, antes de la conquista, era “el lugar de nuestra Señora Madre”; los españoles hábilmente le adicionaron “Santa María”, en alusión a la virgen María. Algo importante a destacar es que en esa comunidad opera el Instituto Nacional de la Astrofísica y funciona además el Observatorio Nacional construido en 1942 por iniciativa del científico Luis Enrique Erro y fue donde el célebre astrónomo mexicano Guillermo Haro descubrió las “estrellas azules”, que proyectaron a nuestro país en el mundo de la investigación cósmica.

 De manera breve indicaré que Atlixco es un pintoresco lugar que se destaca por su buen clima y su actividad florística, comercial y turística; ese recinto “del valle de agua” y cuenta con una población superior a los 87,000 habitantes. Es famoso por sus tapetes monumentales, su desfile de calaveras, la Feria de la Nochebuena, las Fiestas de los Reyes y la Feria de la Cecina; es famoso por sus viveros y por sus personajes ilustres, mismos que se destacaron en la investigación, en la biología y medicina, así como en la arquitectura, en la docencia, en la política y en las artes. Para rematar este comentario, les expreso que a Tlaxcala se le cuece a parte y aun cuando es la entidad de menor extensión en el país sus pobladores indican, con orgullo, que es la cuna de la nación, donde empezó la conquista militar y también se gestó la conquista espiritual de los pueblos prehispánicos. Este estado tiene los llanos de Calpulalpan y de Huamantla y cuenta con poblaciones de importancia como Apizaco, Huamantla, Santa Ana, Nativitas y Tlaxco. Es el “lugar típico de las tortillas” y dispone en su capital de varios hoteles y restaurantes de calidad reconocida. Su clima templado es agradable durante la mayor parte del año y por ello invita y congrega a los turistas extranjeros, a los connacionales y a uno que otro normalista “piratesco” de la tercera edad.

Atentamente
Profr. Jorge E. Lara de la Fraga.
  • Seguimos trabajando
  • Salon de usos multiples
  • Ipax
  • Centro Mexicano de Estudios de Posgrado