Ir a Menú

Ir a Contenido

Cultura Viva
Universidad Anahuac

Sección: Estado de Veracruz

Sin pruebas de ultrajes, Fiscalía tenía “motivos ocultos” para encarcelar a jóvenes

- CNDH demanda investigación completa en caso de 6 jóvenes detenidos sin razón

- Fiscales tenían “evidencias contundentes” de que policías mintieron sobre ser atacados

Jos Topete Xalapa, Ver. 07/01/2022

alcalorpolitico.com


Click para ver fotos
En las observaciones y análisis de las pruebas sobre la detención, retención ilegal y violación en el derecho de procuración de justicia de los 6 jóvenes xalapeños acusados de ultrajes a la autoridad en Xalapa, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) advierte “motivos ocultos” de la Fiscalía General del Estado (FGE) para pedir su vinculación a proceso a un Juez de Control.

La recomendación 146/2021 del organismo exhibe de forma contundente que policías estatales detuvieron y retuvieron arbitrariamente a los hoy procesados, quienes también padecieron la imputación indebida de la Fiscalía por presuntos ultrajes a la autoridad.

Respecto a este caso, que cobró relevancia mediática luego de que el senador Ricardo Monreal Ávila apeló por la inocencia de los imputados, la propia CNDH señala que el fundamento jurídico en materia penal que fue utilizado para impulsar una medida de prisión preventiva “contiene indicios de inconstitucionalidad” en relación con la tipificación del delito de “ultrajes a la autoridad” en Veracruz.

Tras la polémica generada, el pasado 18 de diciembre un juez federal ordenó la liberación de los jóvenes al concederles un amparo para reponer la audiencia de vinculación, de ahí que actualmente siguen su proceso en libertad tras permanecer en la prisión de Pacho Viejo después de su detención el 3 de septiembre de 2021.

Respecto al trabajo de la Fiscalía, bajo el mando de Verónica Hernández Giadáns, el organismo concluye en su recomendación que existió la violación del derecho de acceso a la justicia debido a que fiscales buscaron procesar a los detenidos sin importar que contaban con pruebas que desmentían la versión de los policías respecto a que fueron agredidos con cuchillos por los detenidos, quienes ahora son considerados víctimas que ameritan reparación del daño para la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

“Lo anterior, más que aclarar el caso, abre la brecha de la necesidad de una investigación completa, a fin de determinar los motivos, hasta ahora ocultos, sobre la determinación de AR8 y AR9 de solicitar la medida de prisión preventiva en agravio de V1, V2, V3, V4, V5 y V6, como también porque se desconocen sus razones para desestimar las evidencias contundentes que demuestran que se trató de una gran falacia el contenido del oficio de puesta a disposición; y con tal proceder AR8 y AR9 continuaron las violaciones a los derechos humanos de las seis víctimas”.

Hay que recordar que, entre otras medidas, la recomendación emitida el pasado 21 de diciembre pide al Gobernador, Cuitláhuac García Jiménez, colaborar en la actuación del organismo ante la Contraloría General del Estado respecto a la queja que presentó la CNDH contra 7 elementos de la SSP que participaron directamente en la detención de los jóvenes, así como otros servidores de la dependencia que resulten involucrados.

La CNDH también le pide al mandatario colaborar con la autoridad investigadora, en la presentación y seguimiento de la denuncia de hechos que presente en la Fiscalía General del Estado de Veracruz en contra de los elementos. A la par, pide a García Jiménez iniciar el proceso legislativo en el Estado para proponer, a la brevedad, la derogación del numeral 331 del Código Penal para el Estado, a fin de prevenir nuevas violaciones a derechos humanos con el delito de ultrajes a la autoridad.

Respecto a la Fiscalía, la Comisión pidió colaborar en la queja que se presente ante la Contraloría General del órgano en contra de los fiscales que determinaron solicitar la vinculación a proceso de los jóvenes, así como colaborar en la presentación y seguimiento de la denuncia de hechos que presente contra el personal relacionado con las irregularidades detectadas en este caso.

Investigación de la CEDH

La CEDH determinó que existen evidencias suficientes para establecer que la Fiscalía de Veracruz no realizó una valoración objetiva de las evidencias del proceso penal, a pesar “de las pruebas concretas, reiteradas, ratificadas y contundentes que demuestran, más allá de cualquier duda, que el oficio de puesta a disposición de los elementos de la SSPV se apartó de la verdad”.

Lo anterior debido a que los elementos aprehensores señalaron las 21:00 horas como momento de la detención de los jóvenes, sin embargo, las propias evidencias expuestas por los fiscales del caso determinan que la detención ocurrió entre las 19:30 y 20:00 horas.

“Aunado a que no se presentó acción alguna de violencia o agresiones, ya que las víctimas y los testigos refieren que todo se produjo sin alteración alguna”.

Mediante testigos y videograbaciones, la Comisión expone que el oficio de puesta a disposición “resulta inverosímil”, incluso en cuanto a la mecánica por la cual supuestamente los elementos desarmaron a cada uno de los detenidos mediante técnicas de defensa personal, que llevaron a que les arrebataran 2 navajas y 4 cuchillos, “neutralizándolos”.

La Comisión confirma que, respecto al lugar de la detención, en estricto sentido se concretó en un Centro Comercial de Xalapa, y no sobre la avenida que se encuentra frente a ese lugar, “como falsamente expusieron los elementos aprehensores”.

Para la CNDH en la narrativa de los detenidos se advirtió de forma clara y precisa la forma en que fueron realizadas las detenciones por los elementos de la SSPV, sin ningún tipo de violencia ni forcejeo alguno, ya que los detenidos no portaban armas de ningún tipo, además de que nadie en el local refiere haber visto cuchillos o navajas.

Por su parte, los policías reportaron que aproximadamente las 21:18 horas detuvieron a los jóvenes, supuestamente asegurándoles una navaja con mango de madera de 25 centímetros de largo a uno; un cuchillo con mango de madera de aproximadamente 20 centímetros de largo a otro; así como una navaja con mango de madera con metal de aproximadamente 20 centímetros de largo a un tercero.

Además, en el reporte, los elementos señalaron que a un cuarto joven le aseguraron un cuchillo con mango de madera de aproximadamente 20 centímetros de largo; a uno más un cuchillo con mango de madera de aproximadamente 30 centímetros de largo y finalmente al sexto detenido le aseguraron un cuchillo con mango de madera de aproximadamente 25 centímetros de largo.

Según los efectivos, al circular sobre la avenida 20 de noviembre, entre calzada del Tejar y Joaquín Muñoz de la colonia Álvaro Obregón, observaron a 2 sujetos que llevaban amagado y con la cabeza agachada a una persona, quien al observarlos comenzó a gritar pidiendo ayuda y forcejeó.

En su informe los policías afirmaron que indicaron a los detenidos en diversas ocasiones que bajaran los cuchillos, mismos que continuaban amenazando y vociferando a los policías con palabras soeces, por lo que al ver que no cedían empuñaron sus armas de cargo, “indicándoles que, si no soltaban los cuchillos, accionarían las armas en su contra”.

“(…) en ese momento el masculino que tenían amagado, comenzó a forcejear nuevamente con el masculino que lo amagaba, situación que AR5 aprovechó para acercarse a él, quien al ver que se acercaba soltó al masculino con el que estaba forcejeando y se abalanzó en su contra para tratar de lesionar a AR5 sin que pudiera llevar a cabo dicha acción, ya que mediante técnicas de control provisional de persona y contacto físico logró despojarlo del cuchillo y neutralizarlo, sin poder visualizar a dónde se fue el masculino que tenían amagado; al mismo tiempo que el masculino con playera azul se abalanzó contra AR1 quien, debido a su destreza física y a la complexión física del detenido, logró inmovilizarlo y despojarlo del cuchillo para con ello neutralizarlo”.

De acuerdo con los elementos, posteriormente procedieron a la detención del resto de los jóvenes, quienes mediante pruebas de testigos y videos recabados por su defensa demostraron que en ningún momento pusieron resistencia a su arresto.