Ir a Menú

Ir a Contenido

Conaefo

Columnas y artículos de opinión

La segunda fase de la Alianza PAN-PRD en Veracruz

Por: Eduardo de la Torre Jaramillo

28/09/2012

alcalorpolitico.com

Como ya lo comentamos anteriormente, los intentos fallidos de los años 2000 y 2003 para construir una coalición opositora en Veracruz no se concretaron porque se excluyó a la ciudadanía de esa propuesta, y esa es la diferencia de la actual propuesta aliancista, donde se sugiere que el próximo 25 de noviembre de 2012 los veracruzanos salgamos a votar de manera física o de manera virtual, ya que nosotros sugerimos que RECIVE pudiera organizar la consulta ciudadana sobre el tema; empero Nueva Democracia Mexicana, a través de su presidente, César Vargas Hernández, nos propuso hacer la consulta a través de las redes sociales, ésta basada en el ejercicio que realizaron como observadores electorales este año, es decir el efecto será viral en este ejercicio ciudadano que pretende elevar la calidad de la democracia en Veracruz.

Lo anterior se produjo exitosamente desde el pasado 15 de junio de este año, cuando expusimos ante la prensa este tema, y delineamos la parte programática de la referida alianza, basada en una serie de políticas públicas para enfrentar la ruta que han llevado los últimos 5 sexenios, -donde ya podemos incluir al actual-, quienes han sido “administradores de la inercia”, esto es, el 4 lugar de pobreza a nivel nacional, la falta de competitividad y por ende el nulo crecimiento, las masivas migraciones de veracruzanos, en fin las propuestas opositoras serán una serie de reformas que rompan con la mediocridad gubernamental existente hasta hoy en día en Veracruz.

En estos tres meses que transcurrió la propuesta, la idea se sembró y la hicieron suya los presidentes estatales del PAN y PRD, Enrique Cambranis y Juan Vergel, así como el diputado federal por Xalapa Uriel Flores Aguayo y los exdiputados locales Manuel Bernal del PRD y Rene Messeguer del PAN, así como el exalcalde de Veracruz del PAN, Julen Rementería; inclusive el representante electoral del PAN ante los órganos electorales, Víctor Salas propuso que para el PAN seria la alcaldía de Veracruz y para el PRD la de Xalapa, puedo afirmar en términos generales que la propuesta ya está aceptada entre la clase política local de ambos partidos.

Empero, frente a la buena aceptación entre la clase política estatal opositora, resalto la declaración del presidente estatal del PRD, Juan Vergel Pacheco cuando afirma que: “desde gobierno del estado se pretende reventar la posible alianza PAN-PRD”, tan solo con haberlo comentado, pues ahora generan sentido las críticas de ciertos perredistas hacia su persona y el mítico discurso de las prerrogativas, quienes inclusive han llegado al absurdo de prohibirle a su presidente que se manifieste sobre la alianza con el PAN, como si estuviéramos en una etapa paleopolítica, es decir, según ellos, la alianza hay que manejarla en voz baja entre los militantes para que la ciudadanía se mantenga alejada de este evento, esto de por si ya resulta “sospechoso” porque la política es pública y los asuntos públicos se deben discutir públicamente, por supuesto para generar opinión pública y publicada. -No hay otra forma de hacer política-, lo demás es chancro, grilla, tenebra.

En caso de que lo anterior sea cierto, entonces podemos definir que los perredistas y los panistas que se manifiesten en contra de la alianza, si tienen una alta posibilidad de estar cooptados y/o amenazados por algún miembro del gobierno estatal o hay “línea” de algún funcionario muy menor en el área de comunicación social del estado que intenta manipular a un sector de la prensa no libre y si manipulable, eso lo entendemos, porque ante la crisis que atraviesan los periódicos impresos, por supuesto por su baja lectura y sus notas sin interés para la ciudadanía, donde su única dirección y mensaje se dirige hacia los hombres y mujeres temporales del poder en Veracruz.

Pero ¿de qué se trata la consulta ciudadana?, es un ejercicio que lo realizarán las organizaciones de la sociedad civil local que tengan experiencia en procesos electorales federales o locales como observadores electorales. El siguiente paso lo tendrá que dar la ciudadanía, por eso estoy proponiendo una Consulta Ciudadana en el estado de Veracruz, la cual será un ejercicio democrático de consulta a la población abierta residente en el Estado de Veracruz para que se pronuncie en torno a una pregunta:

“Para la próxima elección de Congreso Local y Alcaldías en el Estado de Veracruz, ¿Estarías de acuerdo en una alianza entre el PAN y el PRD que proponga un/a candidata/o con un programa de gobierno común?”

Finalmente, Oaxaca, Chiapas, Puebla, Sinaloa ya experimentaron gobiernos pluripartidistas, gracias a la madurez ciudadana que está más allá de ideologías agotadas y/o posiciones reduccionistas y hasta de pobreza intelectual como la ya tan trillada unión entre “el agua y el aceite”, por lo que necesitamos mover a Veracruz hacia un nivel de desarrollo regional que nos de esperanza de convertirnos en una entidad con rumbo claro y con políticas que buscan reducir la enorme desigualdad social. El objetivo es construir un proyecto alternativo de gobierno en 2013 hacia el 2016.

Columnas recientes